Desarrollo Rural forma a 165 trabajadores agrarios en la poda de encinas en altura

18/02/2014
Un total de 165 profesionales agrarios se capacitan para la poda de encinas en altura en los once cursos que imparte la Consejería de Agricultura, Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Energía y que suman un total de 550 horas de formación, de las que el noventa por ciento corresponden a enseñanzas prácticas sobre el terreno.

Once cursos y once localidades diferentes en las que las solicitudes superan el número de plazas disponibles, según el coordinador de estas enseñanzas, Francisco López, quien destaca el valor de una profesión que se va perdiendo por el envejecimiento de la población rural y la falta de jóvenes que quieran seguirla, “por lo que cada vez es más difícil encontrar podadores cualificados y con título oficial, tal y como demandan las empresas del sector”.

Una formación en la poda de encinas en altura en la que es fundamental la seguridad, ya que se trata de una labor para la que los trabajadores tienen que trepar hasta cinco o seis metros, por lo que el manejo de arneses y cordajes, así como el uso de medidas protectoras como pantalla y zahones forman parte de los contenidos de estos cursos, en los que también los alumnos aprenden el manejo de los diferentes utillajes, entre los que destacan la motosierra y el hacha.

Un uso seguro y correcto de las herramientas en función del tipo de poda a realizar, que puede ser bien de mantenimiento, para aumentar la producción de bellota, de formación antes de que el árbol alcance los treinta centímetros de diámetro y 1,30 de altura o de saneamiento. Distintos procesos que cumplen una función determinada y para los que hay que seguir instrucciones de corte concretas.

Pero también a lo largo de las cincuenta horas de duración del curso, los alumnos también adquieren conocimientos sobre los distintos sistemas de explotación del ecosistema de la dehesa, la fisiología y morfología de las encinas y las plagas y enfermedades que las afectan, además de sobre la normativa que regula el procedimiento administrativo de la poda y las tramitaciones a realizar para la obtención de los permisos exigibles en la Comunidad de Extremadura.

Todos los cursos, que finalizarán el 28 de febrero, por ser la fecha legal del fin de la época de poda, están cofinanciados en un 75 por ciento por la Unión Europea, a través del FEADER, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y el Gobierno de Extremadura. Una formación que tiene como objetivo el mejorar la producción, la gestión y el mantenimiento en sus condiciones óptimas de los ecosistemas agrarios y forestales mediante la adaptación necesaria de los recursos humanos y tecnológicos.
Documentos Asociados